Lavavajillas

Antes de incorporar los platos en el lavavajillas…

Es necesario eliminar los restos de alimentos como huesos y pepitas. Después, se debe introducir una cápsula FLOPP Lavavajillas en el cajetín del lavaplatos.

Solución a posibles pequeños problemas:

7042594_m

  • Quedan restos de detergente en el dispensador: Al ser un producto líquido es difícil que queden restos de detergente, pero si esto ocurriera, puede ser que algún objeto del interior del lavavajillas haya bloqueado el dispensador e impida su apertura; una vez llenado el lavavajillas asegurarse de que el dispensador pueda abrirse. También se debe comprobar que el dispensador esté seco antes de introducir el detergente.
  • Quedan manchas de café y té: Si después del lavado de la vajilla todavía quedan manchas de café y té, poner las copas en remojo con una solución muy diluida de lejía. Aclararlas bien. Hay muchos factores que pueden hacer que las manchas de café y té no se eliminen: dureza del agua, la temperatura del agua, su presión y circulación, la colocación de los platos, la falta de abrillantador y los cambios temporales de las condiciones del agua son algunas de ellas.
  • Restos de espuma en el lavavajillas: A veces se generan restos de espuma en el lavavajillas que pueden ser debidos a realizar un prelavado a mano con detergente líquido, por eso es importante aclarar a fondo antes de meterlos en el lavavajillas. Se pueden eliminar estos restos vaciando el agua del lavavajillas y quitando toda la espuma que sea posible.
  • La vajilla no me sale seca: Si la vajilla no sale seca puede ser debido a que el dispensador del abrillantador esté vació o la dosis de abrillantador sea demasiado baja, ajústela.
  • Los platos y cubiertos no quedan limpios: Si los platos y cubiertos no quedan limpios, asegurarse de utilizar un programa normal, no uno corto o especial. También puede ser que haya un nivel de presión de agua insuficiente. Poner el lavavajillas cuando no coincida con otras actividades domésticas que requieran un consumo de agua elevado (por ejemplo: lavadora, baño, etc.). Otra causa puede ser que el brazo aspersor se haya bloqueado; asegurerse de que gira correctamente.

Mantenimiento lavavajillas

Los lavavajillas requieren un mínimo mantenimiento para seguir funcionando y ofrecer una excelente limpieza en cada lavado:

  • Verificar los niveles de sal y abrillantador antes de poner en funcionamiento el aparato.
  • Es recomendable ubicar las piezas de la cristalería, vajilla y cubertería en el interior del lavavajillas según indicaciones de colocación del propio fabricante de la máquina.
  • Antes de introducir los diferentes objetos y utensilios de cocina es conveniente eliminar los restos de comida y aclarar todo. Los lavaplatos tienen la opción de prelavado para evitar que la suciedad quede reseca.
  • Es necesario realizar de forma periódica una limpieza del interior de la máquina para evitar que aparezca una capa de cal o grasa que pueda bloquear los brazos aspersores. Si lo estuvieran tire del brazo inferior hasta arriba y tire del brazo superior hacia abajo y desatorníllelo (consulte el manual de instrucciones del fabricante para obtener más información). Aclare los dos brazos bajo el grifo antes de volverlos a montar. Una vez colocados, asegúrese de que el brazo inferior está bien encajado en su lugar y de que el superior está bien atornillado.

fraja limpiador cafeteras

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR